La terapia dialéctica conductual es una psicoterapia cognitivo-conductual centrada en la enseñanza de habilidades psicosociales que ha demostrado gran efectividad clínica en términos de reducción de síntomas, específicamente aquellos en relación a la impulsividad como las conductas suicidas y autolesiones.

Este hecho la convierte en una de las psicoterapias más eficaces en la actualidad para el tratamiento del trastorno límite de personalidad (TLP), el cual se caracteriza por una desregulación emocional, conductual, cognitiva, interpersonal y de la identidad. También ha demostrado ser un tratamiento de gran ayuda en trastornos del estado de ánimo, adicciones, episodios depresivos y estrés postraumático, entre otros.

Incluso es muy utilizada en adolescentes, para abordar casos de abuso de sustancias, trastorno bipolar, trastornos de alimentación, trastornos de conducta disruptiva, ansiedad y trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH). La psicoterapia sola, o en combinación con otras intervenciones, constituye el tratamiento de primera elección de un gran número de trastornos mentales, como es el caso de los trastornos de personalidad.

¿Cómo se desarrolló la terapia dialéctica conductual?

La terapia dialéctica conductual fue desarrollada por la doctora Marsha M. Linehan durante los años 80 para para facilitar el tratamiento de pacientes con riesgo suicida por su alta inestabilidad emocional e impulsividad.

Tras observar que la mayoría de ellos cumplían los criterios para el diagnóstico de trastorno límite de personalidad (TLP), Linehan probó en primer lugar la terapia cognitivo conductual tradicional.

Al comprobar que este enfoque no aportaba los resultados deseados, optó por combinar las estrategias de aceptación y conciencia reflexiva con las de cambio, dando origen a la terapia dialéctica conductual.

Objetivos de la terapia dialéctica conductual.

La terapia cognitiva conductual ayuda a los pacientes a que analicen sus pensamientos y evalúen si son acertados, con el objetivo de cambiar y reducir creencias y conductas que son contraproducentes para un funcionamiento saludable, y fomentar las que promueven el equilibrio mental.

También busca modificar ciertas conductas, enseñando a reconocer y aceptar las emociones y dando las herramientas necesarias para mejorar habilidades en cuatro importantes áreas:

Para ello se utiliza básicamente la psicoeducación y el aprendizaje de habilidades, siguiendo técnicas cognitivas y conductuales (resolución de problemas, técnicas de exposición) y dialécticas. Así esta terapia busca solucionar problemas conductuales a partir del incremento de consciencia y la aceptación.

¿Quién puede beneficiarse de la terapia dialéctica conductual?

Aunque originalmente la terapia dialéctica conductual fue desarrollada para tratar el trastorno límite de personalidad, en la actualidad es considerada una intervención que ha evolucionado hacia el tratamiento de otros problemas de salud mental, tanto en adultos como en adolescentes, demostrando gran eficacia en casos de:

¿En qué consiste la terapia dialéctica conductual?

La terapia dialéctica conductual trata de establecer metas y de orientar al paciente a través de una terapia muy estructurada, que incluye:

Si buscas una solución a tus problemas, o simplemente quieres informarte sobre alguna de nuestras terapias, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Nos puedes localizar en el teléfono 659292692, en el correo contacto@garnelopsicologia.com o a través de nuestra página web. Estamos para ayudarte.